TORTURAS EN COMISARÍA EN RÍO NEGRO: EL PODER JUDICIAL PONE TRABAS EN LA INVESTIGACIÓN NEGANDO LA CONSTITUCIÓN EN QUERELLANTE DE ZAINUCO

policia torturandoHace varios meses el Poder Judicial de la Provincia de Río Negro viene privando a la organización ZAINUCO de constituirse como querellante en una causa por torturas, contra personal policial de la Comisaría 21 de la Ciudad de General Roca, desconociendo la normativa internacional en materia de derechos humanos.

Este martes 23 de Junio se dará lugar a una audiencia de apelación en la Cámara Criminal Tercera de la Ciudad de General Roca, exigiendo el impulso de la investigación en la causa y la aceptación del pedido de constitución en querellante de ZAINUCO.

A continuación brindamos información sobre los hechos que motivan nuestra petición de constitución en querellantes, para poder dar cuenta de la gravedad de la situación.

LOS HECHOS

El día 28 de Noviembre de 2014, tras una manifestación realizada en la Ciudad Judicial de la ciudad de Gral. Roca (de la cual no resultaron personas detenidas in situ)  24 personas fueron detenidas a un par de cuadras del lugar. Las personas detenidas son familiares y amigos de Pablo Vera, asesinado en septiembre del 2014 por un efectivo de la Com. 3, indentificado como Jorge Villegas.

Al momento de la detención los efectivos policiales comenzaron a disparar con balas de gomas a los manifestantes, a corta distancia de ellos, resultando heridas varias personas, entre ellos niños de 13 y 15 años quienes fueron detenidos junto al resto de los manifestantes. En la detención, los efectivos policiales golpearon, patearon y arrastraron a jóvenes, mujeres, niños y niñas, así como a una mujer embarazada de ocho meses a quien golpearon en la espalda y vientre.

Todas las personas detenidas fueron llevadas a la comisaría Nº 21 de la ciudad. Los fueron ingresando a las celdas y efectivos policiales comenzaron a golpear a los detenidos uno por uno delante de una de las detenidas, quien fue apartada del resto de las mujeres y alojada sola. Desde el lugar donde estaba alojada podía observar los golpes a sus compañeros, entre los que se encontraba su hijo, un niño de 13 años, quien fue brutalmente golpeado. Ante la menor observación por parte de dicha persona acerca de ese accionar, dos policías le procedieron a propinar una golpiza corporal y agresión verbal indiscriminada, directamente relacionada con su carácter de manifestante y denunciante del accionar policial. Dichos golpes fueron efectuados mediante puñetazos, cachetadas y algunas patadas, en particular en la zona de los ovarios.

No caben dudas que los golpes les fueron impartidos a modo de represalia, toda vez que momentos antes habían protagonizado una serie de reclamos en denuncia al personal policial. Es decir, que tuvieron un inequívoco carácter intencional, dirigidos a la consecución de la finalidad que efectivamente consumaron.

No es menor el hecho de que a medida que los golpes iban siendo impartidos, se agredía de forma verbal a los detenidos, a través de frases como las siguientes: “Te vas a dejar de joder” “No te van a dar más ganas de seguir”

Todos estos actos, en virtud de su naturaleza, ensañamiento y duración, trajeron aparejados la producción de las heridas ya constatadas por un médico forense, así como la producción de un sufrimiento gravísimo para sus destinatarios.

 

En momento de ser denunciados estos hechos (el mismo día de la detención), tanto el Fiscal de turno Luciano Garrido como el juez de turno Maximiliano Camarda hicieron caso omiso a la situación, alegando el primero “no poder avocarse a esta denuncia por estar muy ocupado investigando los daños al poder judicial”.

 La CONSTITUCIÓN EN QUERELLANTES Y LAS DILACIONES

Ante los hechos claros de torturas cometidos por personal de la Comisaría 21, la inacción de funcionarios judiciales y el carácter de las víctimas (manifestantes y denunciantes del accionar policial en la ciudad) desde Zainuco presentamos un pedido de constitución en querellante a los efectos de poder intervenir y dar impulso a la investigación de estos hechos y poder lograr una condena para los policías involucrados.

La querella se interpuso el 30 de diciembre de 2014, solicitándose en ese mismo escrito que se habilite la feria judicial para poder producir medidas de pruebas urgentes.

Pero no sólo no se habilitó la feria judicial, sino que a partir de ese momento comenzaron a darse una serie de dilaciones por parte de los funcionarios intervinientes que ponen de manifiesto la complicidad judicial frente a hechos de torturas cometidos por personal policial.  La primera traba para la constitución en querellante la puso el Juez Juan Pablo Chirinos (subrogante de la causa), quien con un formalismo excesivo solicitó que un organismo de derechos humanos con personería jurídica para litigar presente un poder especial para poder hacerlo (considerando que no alcanzaba con la representación de las autoridades de la asociación)

Meses más tarde el juez Rubén Norry volvió a poner una nueva valla: Consideró que Zainuco no podía querellar por no tener sede en Rio Negro y por tener personería jurídica otorgada en la Provincia de Neuquen. Lo cual es totalmente absurdo ya que Zainuco ya ha litigado en esta provincia y nunca se cuestionó su legitimidad para hacerlo.

Al día de la fecha, 7 meses después de los hechos, la investigación no ha avanzado. Esto demuestra que la única manera de darle impulso a una causa de este tipo es  a través de una querella. Y este es el motivo por el cual se viene denegando. No se ha producido ninguna medida de prueba, no hay policías imputados, no se han pedido informes, no se ha instado la acción por parte de la Fiscalía.

Todo esto es reflejo de una tendencia muy consolidada en nuestros fiscales y jueces a evitar por todos los medios calificar cualquier acto cometido contra personas privadas de su libertad como configurativo de torturas. Muchas veces, y en el mejor de los casos, se recurre a la figura de severidades, vejaciones y apremios ilegales.

Se advierte de forma latente que la tortura tuvo como objetivo castigar actitudes desacostumbradamente poco sumisas de la víctima, vinculadas directamente a las constantes denuncias que estas personas que fueron detenidas venían realizando en contra de la institución policial en los últimos meses.

LEGITIMACION DE ZAINUCO:

La legitimación de nuestra organización se fundamenta en el Art. 43 de la Constitución Nacional y la Declaración Americana sobre Derechos Humanos y en importante jurisprudencia, que debería ser reconocida por los jueces, que garantiza que organismos no gubernamentales sean admitidos como querellantes en causas en que se investigan hechos de tortura o crímenes de lesa humanidad.

Como tales, estos crímenes afectan no sólo a las víctimas directas y concretas, sino también al conjunto de la colectividad habilitando por tal motivo a las distintas organizaciones no gubernamentales, que tengan por objeto proteger tales derechos, a promover acciones de distinto tipo en resguardo de un interés colectivo. Tal es la finalidad de Zainuco.

Consideramos que la intervención Organismos de Derechos Humanos en este tipo de causas, se convierte en el único medio para garantizar la debida consideración de los intereses de la víctima.

Denunciamos al Poder Judicial de Río Negro, que frente a hechos de torturas, no sólo paraliza la investigación y desampara a las víctimas, sino que además priva a un organismo de derechos humanos con la experiencia necesaria en la materia de poder constituirse en querellante y poder impulsar la investigación Judicial. La Responsabilidad del Estado está comprometida internacionalmente frente a este tipo de situaciones, por lo que seguiremos exigiendo que se garantice nuestra participación como querellantes en el proceso y el impulso de la investigación y condena a los policías involucrados.

Invitamos a las organizaciones sociales, partidos políticos y a la comunidad que nos acompañe este martes 23 de Junio a las 10 horas, a la audiencia de apelación en la Cámara Criminar Tercera de la Ciudad de General Roca, exigiendo el impulso de la investigación en la causa y la aceptación del pedido de constitución en querellante de ZAINUCO.

BASTA DE IMPUNIDAD JUDICIAL A POLICIAS TORTURADORES

ZAINUCO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s